Reveladas 44 variantes genómicas asociadas a la depresión (Nat Genet)


  • Noticias Médicas
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

Un gran estudio con más de 135.000 personas con depresión mayor y más de 344.000 controles reveló 44 variantes genómicas, o loci, que tienen una relación estadísticamente significativa con la depresión. De estos 44 loci, 30 se han descubierto recientemente, mientras que 14 se identificaron en estudios previos. Además, esta investigación identificó 153 genes significativos y descubrió que la depresión mayor compartía 6 loci que también están asociados a la esquizofrenia.

Este estudio multinacional de asociación del genoma completo, cuyos resultados se publican en Nature Genetics, es un esfuerzo global de más de 200 científicos que trabajan en el Consorcio de Genómica Psiquiátrica. Los colíderes del estudio son Patrick F. Sullivan, profesor de Psiquiatría y Genética de Yeargen y director del Centro de Genómica Psiquiátrica de la Facultad de Medicina de la Universidad de Carolina del Norte; y Naomi Wray, profesora de Investigación profesional en la Universidad de Queensland en Australia.

"Este estudio es un cambio de juego -afirma Sullivan-. Descubrir la base genética de la depresión mayor ha sido realmente difícil. Un gran número de investigadores de todo el mundo colaboraron para hacer este trabajo, y ahora tenemos una mirada más profunda que nunca antes sobre la base de esta enfermedad humana terrible y perjudicial. Con más trabajo, deberíamos poder desarrollar herramientas importantes para el tratamiento e incluso la prevención de la depresión mayor".

"Mostramos que todos tenemos variantes genéticas para la depresión, pero aquellos con una carga más alta son más susceptibles -señala Wray-. Sabemos que muchas experiencias de vida también contribuyen al riesgo de depresión, pero identificar los factores genéticos abre nuevas puertas para la investigación de los factores biológicos".

"Este estudio pionero es increíblemente importante, por dos razones -añade Josh Gordon, director del Instituto Nacional de Salud Mental de Estados Unidos-. En primer lugar, reafirma el valor de las colaboraciones a gran escala, en particular para identificar la genética compleja que subyace a la enfermedad psiquiátrica. Segundo, confirma las raíces genéticas de la depresión, ofreciendo pistas biológicas importantes que esperamos conduzcan a tratamientos nuevos y mejores".

Otros hallazgos del estudio son que la base genética de la depresión se superpone de manera importante con otros trastornos psiquiátricos como el trastorno bipolar y la esquizofrenia. Curiosamente, la base genética del trastorno depresivo también se superpone con la obesidad y las medidas múltiples de la calidad del sueño, incluida la somnolencia diurna, el insomnio y el cansancio.