Recomendaciones de ESMO-ESGO para el cáncer ovárico en estadio avanzado

  • Colombo N & al.
  • Ann Oncol
  • 1 may. 2019

  • Oncology guidelines update
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

Esta es la parte 2 de una serie de 2 partes sobre las nuevas recomendaciones de ESMO-ESGO para el cáncer ovárico.

Punto clave

  • La Sociedad Europea de Oncología Médica (European Society for Medical Oncology, ESMO) y la Sociedad Europea de Oncología Ginecológica (European Society of Gynaecologial Oncology, ESGO) publican recomendaciones para el tratamiento del cáncer ovárico en estadio avanzado.

Recomendaciones clave

  • Cirugía:
    • En la citorreducción quirúrgica inicial se recomienda realizar una resección tumoral completa.
    • Puede sopesarse el uso prequirúrgico de bevacizumab.
  • Tratamiento de primera línea:
    • La quimioterapia estándar es el tratamiento durante 3 semanas con carboplatino y paclitaxel.
    • Debe sopesarse la adición de bevacizumab a la quimioterapia de primera línea con carboplatino + paclitaxel.
    • No se recomiendan como tratamiento de primera línea la quimioterapia intraperitoneal ni la quimioterapia intraperitoneal hipertérmica.
  • Para el tratamiento de primera línea contra el cáncer ovárico seroso avanzado de malignidad que no es elevada:
    • Cuando la extracción completa no sea viable, la supervivencia puede mejorarse mediante citorreducción quirúrgica primaria sin enfermedad residual macroscópica ni enfermedad residual
    • Debe ofrecerse carboplatino + paclitaxel y sopesarse la adición de bevacizumab.
    • Debe sopesarse el tratamiento antiestrogénico de mantenimiento después de la quimioterapia.
  • Tratamiento en primera línea de la enfermedad serosa recurrente sin gran malignidad:
    • Debe sopesarse el tratamiento secundario con citorreducción quirúrgica, quimioterapia o tratamiento antiestrogénico.
    • Debe ofrecerse la citorreducción completa seguida de tratamiento sistémico a pacientes seleccionadas en primera recidiva.
    • El tratamiento con HIPEC no mostró beneficio en la enfermedad recurrente.
    • Tratamiento antiangiogénico: debe sopesarse el tratamiento con bevacizumab más quimioterapia seguido de mantenimiento con bevacizumab.
    • Inhibidores de PARP: debe sopesarse el uso de inhibidores de PARP (olaparib, niraparib y rucaparib) como tratamiento de mantenimiento tras la respuesta a ≥2 líneas de tratamiento a base de platino; debe sopesarse la monoterapia con inhibidores de PARP en las pacientes con mutaciones de BRCA.
  • En el caso de las pacientes sensibles al platino, puede sopesarse la reexposición a los derivados del platino tras el tratamiento sin estos (monoterapia o politerapia).