Ocho de cada diez directivos de hospitales son hombres


  • Noticias profesionales
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

115 directivos de los 342 de la red hospitalaria pública han participado en el estudio la Red de Hospitales que prestan Atención Pública en España y el perfil del Director Gerente, elaborado por la Sociedad Española de Directivos de la Salud (SEDISA) y la Sociedad Catalana de Gestión Sanitaria (SCGS) y que se ha presentado hoy en Barcelona.

Del mismo se desprende que el 54 por ciento de los directores gerentes del sistema de la red sanitaria pública en España son designados directamente, el 10 por ciento por concurso público y el 27 por ciento por un proceso de selección por parte del órgano de gobierno de la organización. Así se ha dado a conocer durante la II Jornada Modelos de gestión de los hospitales de la red pública, que con el lema La gestión importa.

El estudio también realiza un perfil del actual gestor de hospitales, destacando que ocho de cada diez directivos de hospitales son hombres. En concreto, el 81 por ciento de los gestores son hombres y además el 89 por ciento tiene la carrera de Medicina. Esta destaca por encima de otras titulaciones como Económicas, Empresariales, Ingeniería o Derecho. En cuanto a los cargos previos, el 40 por ciento de los encuestados fueron gerentes en otros centros, el 25 por ciento trabajó en la dirección médica del hospital y el 15 por ciento fue directivo en los servicios regionales del Servicio Regional de Salud.

Datos de hace dos años

El estudio la Red de Hospitales que prestan Atención Pública en España y el perfil del Director Gerente ya había tenido una primera versión en 2016, según el cual el 58 por ciento de los 791 hospitales en España tiene alguna vinculación con el sistema público, ya sea por pertenecer a la red pública o por tener algún tipo de concierto o contrato para realizar actividad de financiación pública. Del total de estos últimos centros, el 60 por ciento era de titularidad pública, mientras que el 40 por ciento restante era de titularidad privada –benéfica o no benéfica-.

A modo de conclusión, el presidente de SEDISA, Joaquín Estévez, ha hecho hincapié en que “gestionar modelos basados en calidad y eficiencia aporta importantes beneficios a los que formamos parte del sistema: obliga al sistema a la transparencia y a la profesionalización de los directivos de la salud, lo que mejora la situación e imagen de los directivos en el desempeño de su trabajo; mejora la eficiencia de los sistemas sanitarios; facilita la labor clínica y científica de los profesionales sanitarios, que pueden contar con un ámbito más seguro, eficiente, sostenible y equilibrado para llevar a cabo su labor asistencial y de investigación; las compañías del sector cuentan con un campo más profesionalizado para negociar en torno sus áreas de actuación, con bases reguladas por los resultados en salud y la eficiencia, y los pacientes cuentan con la máxima calidad asistencial posible, que les permite la mejor atención médica, el acceso más rápido y equitativo a dicha atención”.