Muchas de las cosas que están surgiendo en el ámbito digital por causa del coronavirus.


  • Médicos e Internet
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

Hemos contado en esta sección algunas de las primeras novedades que en materia de salud digital se han producido por efecto de la pandemia por coronavirus. En concreto, cómo ha resurgido la teleconsulta, y cómo ya forma parte de la estrategia asistencial de los países más avanzados; o la manera en la que China y Corea del Sur han empleado aplicaciones móviles para controlar los contagios, y si esta estrategia es factible en Europa; o también, la decisión de Google sobre las aplicaciones que se podían encontrar en su repositorio para Android, y la estrategia que ha seguido para evitar la desinformación a través de ellas.

Pero las iniciativas que están surgiendo como consecuencia de la pandemia son enormemente diversas, y de todo tipo. Algunas dependen de los gobiernos, y otras de las empresas. Si algo es evidente es que todos los países del mundo están afrontando una situación sanitaria y social única en la historia reciente, pero también que hay nuevas herramientas digitales que ofrecen la posibilidad de crear cosas nuevas, innovación acelerada por las circunstancias. Algunas de estas novedades, las más originales, son las siguientes.

Test de coronavirus por Amazon. Public Health England (PHE), una agencia ejecutiva dependiente de la sanidad británica, está planeando distribuir pruebas masiva de coronavirus a la población general, cuando estén disponibles, incluso  a través de Amazon. La limitación más importante que tiene este planteamiento es la de la disponibilidad de los kits, y no tanto la parte logística. Con esta estrategia se podría transformar completamente el panorama preventivo y asistencial de la epidemia, al poderse detectar masivamente los casos a los que imponer un confinamiento estricto. Las autoridades están evaluando actualmente la fiabilidad de algunos test que se distribuirían a la comunidad. Amazon ya ha convenido la posibilidad de llevar a cabo la distribución a los hogares, aunque las pruebas también se pondrán a la venta en las farmacias.

Facebook consigue, por fin, vender su dispositivo de vídeo. Portal es el nombre de un dispositivo de comunicación mediante pantalla que Facebook sacó al mercado hace unos meses, y que apenas hacía otra cosa que acumular polvo en las estanterías de las tiendas de electrónica norteamericanas. Los consumidores desconfiaban del sistema por la mala reputación de la empresa en materia de privacidad. Daba miedo entregar a Facebook imágenes y sonidos de dentro de las casa. Justo ahora, los dispositivos de esta gama se están agotando en los establecimientos, y ya es difícil encontrar alguno a la venta. Dicen en Facebook que “conforme las personas toman medidas para distanciarse socialmente y trabajar desde casa, estamos viendo un mayor interés en Portal, tanto en ventas como en uso”. Quienes lo han usado destacan que Portal es más divertido que cualquier otro sistema de videoconferencia, por los filtros y los efectos de imagen que incorpora. Toca divertirse, aun a costa de la privacidad.

Airbnb ayuda al personal sanitario. La plataforma de intercambio de alojamientos ha anunciado que inicia dos programas piloto en Italia y Francia, mediante los que Airbnb facilitará que médicos, enfermeras, cuidadores y otro personal de apoyo sanitario que están en la primera línea frente a la pandemia puedan acceder a alojamientos gratuitos a través de su plataforma. Se basa en la cesión gratuita que hagan los propietarios, los que ponen a disposición de los usuarios sus casas. Ya disponen de  6.000 alojamientos que sus propietarios, en ambos países europeos, han ofrecido. Todos los anfitriones pueden optar por el programa y tener la opción de abrir sus hogares de forma gratuita a través de la plataforma “Open Homes” de Airbnb, que se creó en 2012 para satisfacer las necesidades de las personas que requieren viviendas de emergencia. Por su parte, Airbnb renuncia a cobrar todas sus tarifas para este tipo de alojamientos, se ofrezcan gratuitos o no.

La app de seguimiento de los casos que salta el Atlántico. La aplicación Covid-19 lleva registradas más de 750.000 descargas en Reino Unido en menos de cinco días, y es la tercera más popular entre todas las que están disponibles en aquel país, y la número uno en la categoría médica. Es básicamente un sistema de reporte y consejo médico, elaborada por una startup llamada Zoe en asociación con investigadores del Kings College Hospital en Londres. Ahora, la app se va a adaptar para su uso en el área de Boston, gracias al trabajo del Hospital General de Massachusetts y la Universidad de Stanford. La aplicación en sí no sirve para obtener un diagnóstico definitivo, pero sí es de gran ayuda para la cualificación epidemiológica de la progresión del virus porque permite reunir información reportada por la población.

Pago contactless hasta 50 euros. Todas las entidades financieras miembros del sistema español de pagos con tarjeta han acordado ampliar temporalmente el límite de cantidad que se puede abonar con tarjeta mediante el sistema contactless, sin necesidad de introducir el PIN. La cantidad pasa de 20 euros a 50 euros. Se pretende que el usuario no tenga que tocar el datáfono en un mayor número de transacciones y así prevenir contagios, dado que el virus es especialmente persistente en las superficies plásticas. La medida estará vigente mientras dure la situación excepcional ocasionada por la expansión del coronavirus Covid-19. Los usuarios de las tarjetas, no obstante, pueden modificar o anular esta posibilidad.

El primer comparador de servicios de teleconsulta. Igual que existen comparadores para elegir un seguro o un suministro del hogar, acaba de aparecer en Estados Unidos una plataforma que aconseja sobre qué servicios de teleconsulta médica sons más conveniente. Se llama GoodRx, y permite a los estadounidenses (especialmente a los que no disponen de un seguro) comparar precios de las docenas de servicios de telemedicina disponibles con carácter general. La plataforma desglosa los servicios de telemedicina que están disponibles según categorías basadas en enfermedades y síntomas. Muestra el precio promedio de una visita, así como el costo preferencial de algunos medicamentos que se pueden recetar durante la misma. Pronto prevé integrar también los tiempos de espera de cada servicio e incluso un programa de promociones y descuentos sobre tarifas.

Tecnólogos y epidemiólogos trabajando juntos. Un grupo de treinta voluntarios de compañías tecnológicas como Apple, Amazon y Alphabet (matriz de Google) han creado un sitio web llamado “Covidnearyou” que tiene como objetivo rastrear el coronavirus a medida que se propaga. El proyecto se inspira en otro conocido desde hace tiempo que fue pionero en el seguimiento de enfermedades infecciosas, llamado “flunearyou”, del que se ha copiado parte de la tecnología. Estos tecnólogos trabajan junto a un grupo de epidemiólogos y calculan que si tuvieran más de 100.00 usuarios reportando síntomas, el sistema podría tener validez como tecnología de rastreo de los casos. A los usuarios se les pide que describan sus síntomas, como fiebre, tos o falta de aire. También se les pregunta si han viajado recientemente y si han estado en contacto directo con alguien diagnosticado con COVID-19. 

Mapas del COVID-19 superpuestos a los meteorológicos. IBM y su empresa subsidiaria, el sistema de información meteorológica The Weather Company, han lanzado unas nuevas herramientas que permiten mapear el COVID-19 y mostrar información a los usuarios de la aplicación móvil de The Weather Channel, una de las más populares en Estados Unidos. Integra en su sistema meteorológico tradicional nuevos datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Universidad Johns Hopkins, y está avanzando en abarcar nuevas fuentes tanto de nivel estatal como de los condados. Así, es capaz de mostrar datos de casos reportados codificados por colores, así como en gráficos de tendencias a nivel estatal e informes estadísticos que incluyen el aumento porcentual relativo de casos semana tras semana.

India usa Whatsapp para montar canales de información pública. India está recurriendo a WhatsApp, la aplicación más popular en el país, para crear conciencia sobre la pandemia de coronavirus. El primer ministro de la India ha anunciado que los ciudadanos del país pueden enviar sus mensajes de texto a un bot de WhatsApp, llamado MyGov Corona Helpdesk, para obtener respuestas solventes instantáneas sobre el coronavirus. Se puede consultar tanto sobre los síntomas de la enfermedad como sobre los recursos asistenciales disponibles. MyGov Corona Helpdesk' ha sido diseñado también para luchar contra las noticias falsas y ayudar a mantener la calma en la población.