Los supervivientes de un linfoma de Hodgkin infantil se enfrentan a un alto riesgo de desarrollar cánceres sólidos a largo plazo (Cancer)


  • Noticias Médicas
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

Una nueva investigación refina la evidencia existente de que los supervivientes del linfoma de Hodgkin infantil se enfrentan un riesgo elevado de desarrollar varios tipos de tumores sólidos muchos años después. Además, ciertos subgrupos de pacientes presentan un riesgo especialmente alto.

Los resultados, que se publican en Cancer, podrían ayudar a mejorar las directrices para la evaluación del cáncer entre los supervivientes de un linfoma de Hodgkin.

Se sabe que los supervivientes del linfoma de Hodgkin durante la infancia tienen un mayor riesgo de desarrollar formas adicionales de cáncer, incluyendo cánceres sólidos, pero se desconocía la magnitud de este riesgo a largo plazo.

Para investigarlo, Smita Bhatia, de la Universidad de Alabama (Estados Unidos), y colegas analizaron información de 1.136 pacientes que fueron diagnosticados de linfoma de Hodgkin antes de los 17 años entre 1955 y 1986. Durante una duración media de seguimiento de 26,6 años, 162 individuos desarrollaron cánceres sólidos. Los investigadores determinaron que los supervivientes tenían un riesgo 14 veces mayor de desarrollar cáncer en comparación con la población general. También observaron que la incidencia acumulada de cualquier cáncer sólido era de 26,4% a los 40 años después de un diagnóstico de linfoma de Hodgkin.

Los factores de riesgo para el cáncer de mama entre las mujeres fueron el diagnóstico de linfoma de Hodgkin entre los 10 y 16 años de edad y la radioterapia en el pecho. Los hombres tratados con radioterapia torácica antes de los 10 años de edad tuvieron mayor riesgo de cáncer de pulmón. Los supervivientes del linfoma de Hodgkin tratados con radioterapia abdominal/pélvica y agentes alquilantes en altas dosis presentaron mayor riesgo de cáncer colorrectal, y las mujeres expuestas a radioterapia del cuello antes de los 10 años de edad tuvieron mayor riesgo de cáncer de tiroides. Para la edad de 50 años, la incidencia acumulada de cáncer de mama, pulmón, colorrectal y tiroideo fue de 45,3%, 4,2%, 9,5% y 17,3%, respectivamente, entre los que estaban en mayor riesgo.

"Esta gran cohorte multiinstitucional e internacional de linfoma de Hodgkin infantil nos permitió determinar el riesgo de nuevos cánceres sólidos como el cáncer de mama, colorrectal, cáncer y cáncer de tiroides", explica Bhatia. "Más importante aún, pudimos usar las características del huésped y las características clínicas para identificar subgrupos de supervivientes que eran particularmente vulnerables al desarrollo de estos nuevos cánceres". “Estos hallazgos podrían ser útiles para desarrollar estrategias de detección para los supervivientes individuales”, concluye la autora.