Los CDC de Estados Unidos investigan posibles enfermedades pulmonares relacionadas con el uso del cigarrillo electrónico


  • Noticias Médicas
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de Estados Unidos están investigando un grupo de enfermedades pulmonares que podrían estar relacionadas con el uso del cigarrillo electrónico.

Después de detectar varios casos en 14 estados diferentes, los CDC han aclarado que no existe evidencia de que exista una enfermedad infecciosa detrás de estas enfermedades y han insistido en que necesitan más información para determinar si en realidad están causadas por el uso del cigarrillo electrónico o no.

Desde el 28 de junio, se han registrado 94 posibles casos de enfermedades pulmonares graves relacionadas con la inhalación de vapores, siendo los principales afectados adolescentes y adultos jóvenes. De estos casos, 30 ocurrieron en Wisconsin. Los principales síntomas que han experimentado los pacientes son tos, falta de aliento y fatiga.

Otros estados como Nueva York y Nueva Jersey han emitido advertencias de salud con respecto a las enfermedades pulmonares relacionadas con el vapor. Por el momento, los CDC no han relacionado este tipo de dolencias con ningún producto específico.

"Al igual que cualquier evento relacionado con la salud supuestamente asociado al uso de productos de vapor, estamos monitorizando estos documentos", ha señalado la compañía Juul Labs, principal fabricante de cigarrillos electrónicos en Estados Unidos.

"Estos informes reafirman la necesidad de mantener todos los productos de tabaco y nicotina fuera del alcance de los jóvenes, mediante una regulación del acceso. También debemos asegurarnos de que los productos ilegales, como los falsificados, permanezcan fuera del mercado y alejados de la juventud", ha añadido.

Además han aclarado que, según estos informes, varias de las enfermedades relacionadas con la inhalación han dado positivo en THC, "una sustancia que se encuentra en la marihuana y que no vendemos".