Las sociedades científicas reclaman mayor accesibilidad y transparencia

  • Noticias profesionales
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

La Sociedad Española de Calidad Asistencial, SECA, y en su nombre su presidenta, Inmaculada Mediavilla, ha firmado su adhesión al Manifiesto de Sociedades Científicas por la Calidad del Dato, la Información, y la Documentación Clínica y por la Accesibilidad y Transparencia de los Datos y la Información.

Tal y como se expone en dicho manifiesto la primera responsabilidad de los sistemas, organizaciones y profesionales sanitarios es asegurar la calidad asistencial y la seguridad de los pacientes. En este sentido, la calidad implica “querer saber” qué es lo que realmente ocurre en el sistema. En concreto, para identificar errores y corregirlos. Esto requiere accesibilidad y transparencia sobre información.

Asimismo, recuerdan que la pandemia ha puesto de manifiesto la criticidad de los sistemas de información. Sobre todo, de la importancia de que la información sea fiable, es decir sea de calidad. Sin embargo, asegurar la calidad del dato requiere el compromiso de todas y cada una de las personas y organizaciones del Sistema Sanitario de cada país.

Por otra parte, las tecnologías emergentes, como el Big Data o la Inteligencia Artificial, aportan un valor incuestionable en al proceso asistencial. Sin embargo, no van a resolver la falta de calidad de los datos, las deficiencias de diseño de los sistemas de información, la utilización de la información para la toma de decisiones, o la falta de auditoria, control y transparencia de la información.

SECA por la accesibilidad y la transparencia

En el caso de SECA, Inmaculada Mediavilla ha señalado que la propia SECA promueve la calidad asistencial y tiene como dogma que “lo que no se mide no se puede mejorar”. Por ello, no puede ser ajena a esta reivindicación.

Por su parte, Lola Ruiz Iglesias, miembro de la Junta Ejecutiva de la SEIS (Sociedad Española de Informática de la Salud), impulsora de este manifiesto, ha puesto de manifiesto que “se trata de un problema que se viene arrastrando desde hace mucho tiempo y es ya hora de abordarlo. Desde el inicio, pensamos que debía ser un movimiento liderado por los profesionales, concretamente por las sociedades científicas”, concluía.