La proteína ZEB1 promueve la progresión de inflamación a cáncer (Gut)


  • Noticias Médicas
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

Investigadores del Institut d'Investigacions Biomèdiques August Pi i Sunyer (Idibaps) de Barcelona han identificado un mecanismo por el que la inflamación crónica puede dar lugar a un tumor. Se sabe que la inflamación continua de algunos tejidos, como el hígado, páncreas o colon, es factor de riesgo de determinados tipos de cáncer.

En un estudio, publicado en Gut, liderado por Oriol de Barrios y Lidia Sánchez, demuestran que una proteína llamada ZEB1 promueve la progresión de inflamación hacia cáncer, ha informado el Idibaps en un comunicado.

Estudios anteriores de este grupo habían demostrado que el aumento descontrolado de esta proteína contribuye al desarrollo de diferentes tipos de tumor, pero se desconocía su papel en la inflamación.

Con muestras de pacientes de colitis ulcerosa y modelos experimentales de ratón, los investigadores han encontrado que ZEB1 produce inflamación en las células intestinales que contribuye a su posterior transformación en células cancerosas.

"Los resultados conseguidos indican que ZEB1 actúa en fases tempranas del desarrollo del cáncer, promoviendo la inflamación del tejido de forma previa a la formación del tumor", explica De Barrios.

El trabajo demuestra que, durante la inflamación, ZEB1 no solo promueve lesiones en el ADN de la célula, sino que también impide la reparación de estas lesiones a través de la inhibición de una enzima llamada MPG.

"Nuestro organismo es capaz de autorreparar las lesiones que continuamente se producen en el ADN. Este estudio demuestra que la proteína ZEB1 inhibe estos mecanismos de autorreparación", ha señalado Sánchez.

En respuesta a las lesiones del ADN, las células del sistema inmunitario responden con la producción de sustancias que contribuyen a aumentar la inflamación.

El trabajo revela el papel de la proteína en la inflamación que se produce antes de la formación de un tumor y puede permitir abrir nuevas estrategias en el tratamiento de la colitis ulcerosa, así como de otras enfermedades inflamatorias crónicas que son factores de riesgo para el desarrollo de tumores.