La pretomanida es el tercer fármaco contra la tuberculosis aprobado por la FDA en más de medio siglo


  • Noticias Médicas
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

La FDA de Estados Unidos ha aprobado un régimen combinado que incluye un nuevo medicamento, la pretomanida, para el tratamiento de la tuberculosis extremadamente resistente a los medicamentos (TB-XDR), según ha informado Médicos Sin Fronteras (MSF).

La pretomanida es el tercer nuevo fármaco para la tuberculosis en más de medio siglo y el primero desarrollado como parte de un régimen de tratamiento listo para su uso. La aprobación de la pretomanida supone otra herramienta poderosa con la que hacer frente a formas de tuberculosis resistentes a los fármacos y difíciles de tratar.

"El medicamento debe ser asequible para todos los pacientes que lo requieren, especialmente teniendo en cuenta las importantes aportaciones que contribuyentes y filántropos han realizado para su desarrollo", ha declarado la organización médica, tras informar de que el régimen de tres medicamentos (BPaL) fue aprobado por la FDA el pasado 14 de agosto para pacientes adultos con TB-XDR, con una intolerancia al tratamiento, o tuberculosis pulmonar multirresistente a medicamentos o intolerante al tratamiento.

El nuevo régimen podría acortar drásticamente la duración del tratamiento a 6 meses, reducir en gran medida la cantidad de comprimidos requeridos, y ayudar a aumentar las tasas de curación de la TB-XDR a partir de la cifra ínfima del 34%. Aunque el nuevo régimen será más corto y sencillo de administrar, el optimismo en torno al BPaL se contrarresta con la necesidad de un seguimiento intensivo de los efectos secundarios por las altas dosis que se necesitan de linezolid.

Para ello, MSF y TB Alliance están realizando sendos ensayos clínicos para evaluar más a fondo los regímenes que contienen pretomanida, para tratar de identificar opciones de tratamiento futuras más seguras. "El tratamiento para la TB- XDR ha sido terrible desde que se identificó esta forma de la enfermedad. Tener acceso a regímenes de tratamiento efectivos dará a las personas la esperanza de una cura, y los programas de ayuda limitarán la transmisión de esta bacteria mortal. A pesar de que aún se necesitan regímenes más seguros y simplificados, la duración más corta del tratamiento de este nuevo régimen es un paso importante en la dirección correcta", ha dicho el especialista en enfermedades infecciosas y asesor médico sobre tuberculosis de MSF, Jay Achar.

La pretomanida fue desarrollada por TB Alliance, una organización sin ánimo de lucro financiada por países como Australia, Alemania, Reino Unido y Estados Unidos entre otros y contribuciones de organizaciones filantrópicas con la expectativa de que la organización se mantenga fiel a su misión consagrada al descubrimiento, desarrollo y suministro de mejores y más asequibles medicamentos contra la tuberculosis, de acción más rápida, y que estén disponibles para quienes los necesitan.

Asimismo, TB Alliance puede recibir un bono de revisión de prioridad de enfermedades tropicales (PRV), que podría vender por una cantidad sustancial. Los PRV han sido vendidos con anterioridad en cifras que oscilan entre los 61 y 320 millones de euros y, en este sentido, MSF ha instado a TB Alliance que emplee esta gratificación financiera para garantizar que se registre el medicamento y esté disponible rápidamente y a un precio asequible.