La OMS pide a los países invertir al menos un 1% del PIB en atención primaria


  • Noticias Médicas
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha publicado un informe en el que insta a los países a invertir al menos un 1% del producto interior bruto (PIB) para la mejora de los servicios de atención primaria (AP) con el fin de eliminar las desigualdades que existen en la cobertura sanitaria.

Asimismo, y coincidiendo con la celebración de la Asamblea General de Naciones Unidas sobre la cobertura universal de salud, la OMS ha solicitado también intensificar los esfuerzos para lograr que la asistencia sanitaria llegue a todos los rincones de cada país.

"El mundo necesitará duplicar la cobertura sanitaria entre ahora y el año 2030. Si las tendencias continúan así, hasta 5.000 millones de personas no podrán acceder a los servicios de atención médica en 2030, fecha límite establecida por los líderes mundiales para lograr la cobertura sanitaria mundial", señala la OMS.

Según su director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, si los países realmente se quieren tomar en serio alcanzar esta meta, también deben tomarse en serio la AP. Para ello, prosigue, es necesario que los servicios sanitarios garanticen a la población la administración de vacunas, la atención prenatal, ofrezcan consejos sobre un estilo de vida saludable y que, además, ofrezcan todos estos servicios de forma gratuita.

Según estimaciones de la OMS, invertir unos 182.000 millones de euros adicionales (200.000 millones de dólares) en la ampliación de los servicios de AP en los países de bajos y medianos ingresos podría salvar hasta 60 millones de vida, aumentar la esperanza de vida en 3,7 años en el año 2030 y contribuir significativamente al desarrollo socioeconómico.

"La mayoría de los países pueden ampliar la AP utilizando recursos domésticos, ya sea aumentando el gasto público en salud, o redirigir el gasto hacia la AP, o haciendo ambas cosas. En la actualidad, la mayoría de los países están invirtiendo poco en AP", apunta la OMS.

También ha advertido de que los países más pobres van a seguir necesitando ayuda financiera del exterior, la cual debe estar cuidadosamente destinada a lograr una mejora duradera de los sistemas y servicios sanitarios y, por ende, a fortalecer la AP.

"Demasiadas mujeres y niños continúan muriendo por causas fáciles de prevenir y tratar y sólo porque no pueden obtener la atención que necesitan para sobrevivir. Al trabajar con las comunidades para brindar Atención Primaria de salud a los más pobres y más vulnerables, podemos llegar a la última milla y salvar millones de vidas", ha declarado la directora ejecutiva de UNICEF, Henrietta Fore.

Finalmente, la OMS ha avisado de que unas 925 millones de personas gastan más del 10% de sus ingresos familiares en atención médica, y unas 200 millones más del 25% en aspectos relacionados con la salud. "Es impactante ver que una proporción creciente de la población lucha por sobrevivir porque están pagando demasiado por su propia salud, incluso en las economías avanzadas. Los únicos lugares donde esto no sucede es en países que invierten cada vez más eficazmente en salud", ha añadido el secretario general de la OCDE, Angel Gurria.