La inflamación crónica es determinante para desarrollar resistencia a la insulina (J Internal Med)


  • Noticias Médicas
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

Investigadores del Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (Imibic), el Hospital Universitario Reina Sofía y la Universidad de Córdoba han llevado a cabo un estudio que demuestra el importante papel de la inflamación crónica en el desarrollo de resistencia a insulina en pacientes con artritis reumatoide.

Según han informado desde el Imibic, el trabajo, publicado en el Journal of Internal Medicine, ha sido dirigido por Nuria Barbarroja y engloba diferentes estrategias: primero, un extenso análisis del perfil metabólico de 100 pacientes con artritis reumatoide comparados con 50 donantes sanos, y además, estudios funcionales en un modelo de ratón con artritis inducida por colágeno y una línea celular de adipocitos tratados con el suero de pacientes con artritis reumatoide.

Los investigadores demuestran "una estrecha asociación entre los niveles de inflamación presente en estos pacientes con indicadores de resistencia a insulina, sobre todo en pacientes con una actividad moderada-severa de la enfermedad".

Además, describen en profundidad "las alteraciones moleculares inducidas por la artritis relacionadas con el metabolismo de los carbohidratos y los lípidos, asociadas a un estado de inflamación crónica y que afectan principalmente al tejido adiposo, seguido por el músculo esquelético en ratones".

Asimismo, identifican como diferentes moléculas inflamatorias presentes en el suero de pacientes con artritis reumatoide promueven "la alteración del metabolismo adipocitario, recapitulando los resultados obtenidos en el tejido de ratones con artritis".

Los resultados de este artículo resaltan "la importancia del control de la inflamación en estos pacientes crónicos", sugiriendo que "estrategias dirigidas a inhibir la inflamación pueden ser una excelente opción para normalizar los problemas metabólicos asociados a la artritis reumatoide".