La duración del sueño parece influir en el riesgo de fibrosis pulmonar (PNAS)


  • Noticias Médicas
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

Científicos de la Universidad de Manchester (Reino Unido) publican que las personas que duermen regularmente durante más de 11 horas o menos de 4 horas cada noche tienen de 2 a 3 veces más probabilidades de sufrir fibrosis pulmonar, en comparación con aquellas que duermen unas 7 horas diarias.

En su trabajo, publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences, los investigadores atribuyen esta asociación al reloj interno del organismo, que regula casi todas las células del cuerpo, impulsando ciclos de 24 horas en muchos procesos como el sueño, la secreción hormonal y el metabolismo.

En los pulmones, el reloj se encuentra principalmente en los principales conductos de aire: las vías respiratorias. Sin embargo, el equipo de investigación ha descubierto que en las personas con fibrosis pulmonar estas oscilaciones del reloj se extienden a los pequeños espacios de aire, llamados alvéolos.

Sus estudios en ratones han revelado que al alterar el mecanismo del reloj es posible interrumpir el proceso fibrótico, haciendo que los animales fueran más propensos a desarrollar fibrosis pulmonar. Entonces, los investigadores mostraron que la fibrosis pulmonar se asocia con una duración de sueño corta o larga, usando datos en humanos del Biobanco del Reino Unido.

La relación entre la duración del sueño y la fibrosis pulmonar es similar a otros factores de riesgo conocidos para esta enfermedad. Por ejemplo, han determinado que las personas que duermen 4 horas o menos en un día duplican su probabilidad de tener fibrosis pulmonar, mientras que aquellos que duermen 11 horas o más triplican su probabilidad de tener la enfermedad. También se observaron riesgos menores, pero aún elevados, en las personas a las que les gusta quedarse despiertas hasta muy tarde o en las que trabajan por turnos.

Los investigadores explican sus hallazgos mediante el descubrimiento de una proteína del reloj central del cuerpo, que altera la producción de una proteína clave en la fibrosis pulmonar, el colágeno. Los autores pudieron demostrar que uno de estos compuestos puede reducir el colágeno de los trozos de pulmón de las personas con esta enfermedad.

"El descubrimiento de que el reloj del cuerpo es potencialmente clave abre nuevas formas de tratar o prevenir la condición. Será necesario trabajar más en torno al estudio de la asociación entre la fibrosis pulmonar y la duración del sueño para establecer tanto la causalidad como la reproducibilidad. Si estos resultados se confirman, entonces dormir durante el tiempo óptimo puede reducir el impacto de esta devastadora enfermedad", concluye uno de los autores de la investigación, John Blaikley.