La AP de Osakidetza irá a la huelga


  • Noticias profesionales
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

El malestar de los profesionales de Atención Primaria (AP) del Servicio Vasco de Salud-Osakidetza no hace más que crecer, a pesar de las propuestas que desde la Dirección sanitaria están presentando en aras de mejorar los problemas que aquejan a este primer escalón de la Sanidad vasca.

Por ello, los sindicatos mayoritarios y con representación en la mesa sectorial Satse, ELA, LAB, CCOO, UGT y ESK, junto a la plataforma de facultativos Lehen Arreta Arnasberritzen,  han convocado dos jornadas de huelga en Atención Primaria para los próximos 12 de abril y 17 de mayo ante la situación “crítica y grave” que atraviesa ese servicio público médico.

Según han indicado fuentes sindicales a EL MÉDICO INTERACTIVO, cerca de 5.000 profesionales de los ambulatorios y de los Puntos de Atención Continuada (PAC) están convocados a secundar estos dos días de huelga, que se celebrarán desde las siete de la mañana a las nueve de la noche.

La responsable de la central ELA, mayoritaria en Osakidetza, Esther Saavedra, subrayó, después de registrar la convocatoria de paro en el Ejecutivo de Vitoria-Gasteiz, que la plantilla actual en primaria es del todo insuficiente y no se corresponde a la realidad de la carga de trabajo, que resulta “inasumible” para los profesionales.

En este mismo sentido, se refirió al malestar existente en la plantilla que les ha llevado a convocar el paro, ya que “los cupos en AP crecen, no se sustituyen las ausencias y tampoco se cubren las plazas vacantes. Además, a esta situación se añade la pérdida de poder adquisitivo desde que se inició la crisis económica; una situación que la Administración se comprometió a revertir, pero que, sin embargo, continúa con los recortes salariales”, remarcó.

Por ello, los portavoces de las centrales sindicales se hacen eco de las exigencias de los profesionales sanitarios quienes, un día sí y otro también, les indican que “a día de hoy” no pueden dar una atención adecuada al usuario del sistema de salud vasco. “Nos hubiera gustado no tener que llegar a convocar dos días de huelga, pero hemos comunicado la situación en numerosas ocasiones a la dirección de Osakidetza y no hemos obtenido respuesta; la situación va a peor”, remachan fuentes sindicales

Desmantelamiento de la pública

Las críticas de las centrales van más allá al señalar que todo lo que está ocurriendo en Osakidetza obedece a la intención de desmantelar la Sanidad pública vasca y “por lo que observamos parece que no tienen ningún interés en revertir la situación”.

Entre las medidas que consideran necesarias para el buen funcionamiento de Osakidetza, las centrales citan el aumentar de forma considerable el presupuesto destinado a Sanidad, estabilizar las plantillas, racionalizar las cargas de trabajo, mejorar las condiciones laborales de las trabajadores, “para que sea atractivo trabajar en Osakidetza”, y terminar con la contratación abusiva.