Guías clínicas para el linfoma de Hodgkin (NCCN, 2022)

  • National Comprehensive Cancer Network

El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

Estos son algunos de los aspectos destacados de la guía sin análisis ni comentario. Para más información, consulta directamente la guía pulsando en el enlace en la referencia.

La National Comprehensive Cancer Network (NCCN) de Estados Unidos publicó las guías para el tratamiento del linfoma de Hodgkin en abril de 2022 en Journal of the National Comprehensive Cancer Network (JNCCN).[1]

Se deben considerar las técnicas de administración de radioterapia que reduzcan las dosis a órganos de riesgo de forma clínica sin comprometer la cobertura adecuada en pacientes con linfoma de Hodgkin, especialmente en aquellos en los primeros estadios de la enfermedad.

 La quimioterapia seguida de la reestadificación con tomografía por emisión de positrones (TEP)/ tomografía axial computarizada (TAC) se recomienda en pacientes con linfoma de Hodgkin clásico en estadios III-IV.

El tratamiento sistémico de segunda línea seguido de altas dosis de quimioterapia y autotrasplante de células madre con o sin radioterapia se recomienda en pacientes con linfoma de Hodgkin clásico con reincidencia o recurrente.

El tratamiento de mantenimiento con brentuximab vedotin seguido de trasplante autólogo de células madre se puede considerar en todos los pacientes con riesgo de recidiva.

Nivolumab o pembrolizumab (en monoterapia o combinados) también son opciones para las recidivas o enfermedad recurrente en ciertos pacientes.

El seguimiento a largo plazo con control estrecho de los acontecimientos adversos del tratamiento tardío y la asistencia psicológica para temas de supervivencia deben ser parte de todos los planes de tratamiento de pacientes con linfoma de Hodgkin.