Guías clínicas para el foramen oval permeable (SCAI, 2022)

  • Sociedad de Angiografía e Intervenciones Cardiovasculares

El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

Estos son algunos de los aspectos destacados de la guía sin análisis ni comentario. Para más información, consulta directamente la guía pulsando en el enlace en la referencia.

La Sociedad de Angiografía e Intervenciones Cardiovasculares (SCAI, por sus siglas en inglés) publicó las guías para el manejo del foramen oval permeable en mayo de 2022 en JSCAI.[1]

En pacientes de 18-60 años con foramen oval permeable relacionado con ictus, se recomienda encarecidamente el cierre del foramen oval permeable en lugar del tratamiento solo con antiagregantes plaquetarios.

Para pacientes de 60 años y mayores con antecedentes de foramen oval permeable relacionado con ictus, el cierre del foramen oval permeable se recomienda con condiciones frente al tratamiento con antiagregantes plaquetarios solo a largo plazo.

Las guías de la SCAI sugieren el cierre con condiciones del foramen oval permeable antes que el tratamiento antiplaquetario solo a largo plazo para los pacientes con trombofilia que presenten foramen oval permeable relacionado con ictus y que ya estén siendo tratados con antiagregantes plaquetarios, pero no reciban anticoagulantes.

El cierre del foramen oval permeable se recomienda en pacientes con síndrome de platipnea-ortodeoxia en quienes no se identifique otra causa para la hipoxia.

Se recomienda el cierre del foramen oval permeable en lugar del tratamiento médico para pacientes con embolia sistémica en quienes se hayan descartado otras causas para la embolia.

Para los pacientes con trombofilia que no hayan sufrido un foramen oval permeable relacionado con ictus, las guías de la SCAI no recomiendan el cierre rutinario del foramen oval permeable.

Las guías no recomiendan con ciertas condiciones el cierre del foramen oval permeable en pacientes con fibrilación auricular que hayan sufrido un ictus isquémico.

El cierre rutinario del foramen oval permeable no se recomienda para el tratamiento de la migraña en pacientes con migrañas crónicas que no hayan sufrido foramen oval permeable relacionado con ictus.

Para submarinistas con antecedentes de enfermedad por descompresión que no hayan sufrido foramen oval permeable relacionado con ictus, el cierre rutinario de la foramen oval permeable para prevenir la enfermedad por descompresión no está recomendado.

Las guías de la SCAI tampoco recomiendan el cierre rutinario del foramen oval permeable en pacientes con antecedentes de aneurisma del septo interauricular, ataque isquémico transitorio o trombosis venosa profunda que no hayan sufrido un foramen oval permeable no relacionado con ictus.

Para más información, por favor, dirígete a Foramen Oval Permeable.