Especialistas advierten de la importancia de que el ácido hialurónico sea administrado únicamente por médicos


  • Noticias Médicas
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

El ácido hialurónico solo es seguro si está aplicado por un médico profesional con experiencia, según la especialista en medicina estética Mar Lázaro, quien además advierte de los peligros para la salud de comprar este material médico en tiendas online.

En este sentido, recientemente, la Sociedad Española de Medicina Estética (SEME) ha denunciado ante la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) la venta de ácido hialurónico y otros productos sanitarios en Amazon, así como la existencia de cursos para el uso de dichos productos a personas sin cualificación médica, lo que pone en peligro la salud de los pacientes.

Este es el caso del HiualuroPen, un dispositivo que genera presión para que este material alcance supuestamente la dermis. "El uso del HialuronPen como dispositivo a presión puede dificultar el control de la cantidad real de producto que penetra en la piel, además de no poderse controlar el plano en el que se inyecta que por la propia técnica suele ser superficial y producir un alto riesgo de encapsulamiento o granuloma", ha argumentado Lázaro al respecto.

Además, ha añadido que "el uso de hialurónico por parte de esteticistas debe tener un efecto flash y ser solamente tópico, es decir, aplicado como una crema, sin pinchazos". Por lo tanto, no puede "penetrar ni quitar la arruga", ya que eso solo ocurre "cuando es inyectado".

Por otro lado, la especialista advierte de que no todos los materiales de este tipo son iguales, "ni en la calidad, ni en la densidad". Así, si ni una ni otra son las adecuadas, pueden producirse resultados indeseados. "La premisa es consultar siempre a un profesional médico y con experiencia en la infiltración de esta sustancia", ha afirmado.

Lázaro detalla también que las funciones principales en la medicina estética de este material son, en primer lugar, la hidratación de la piel mediante "múltiples pinchacitos", además de la reposición de facciones o aumento de volumen y, por último, la eliminación de arrugas y surcos.

En este sentido, la especialista también ha aclarado la diferencia con el bótox. "Ambos son productos infiltrados, pero mientras la toxina botulínica relaja sin rellenar, tratando las arrugas de expresión del tercio superior, el ácido hialurónico rellena o reposiciona sin relajar, utilizándose sobre todo en tercio medio e inferior", ha detallado.