Esclerosis múltiple: ¿cuál es la evidencia de las intervenciones dietéticas?

  • Susan London
  • Resúmenes de artículos
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

Conclusión práctica

  • Un metanálisis en red encuentra pruebas limitadas que respaldan tres intervenciones dietéticas para reducir la fatiga y mejorar la calidad de vida en pacientes con esclerosis múltiple.

Relevancia

Diseño del estudio

  • Revisión sistemática y metanálisis en red de 11 ensayos aleatorizados con 608 pacientes adultos con esclerosis múltiple que compararon 7 intervenciones dietéticas con la dieta habitual como dieta de control.
  • Principal criterio de valoración: diferencias de medias estandarizadas en las medidas de fatiga y calidad de vida.
  • Financiación: Universidad de Iowa; otros.

Resultados fundamentales

  • Tres dietas fueron más efectivas que la dieta habitual para reducir la fatiga: la dieta paleolítica (diferencia de media estandarizada entre grupos de −1,27 puntos), la dieta mediterránea (−0,89 puntos) y la dieta baja en grasas (−0,90 puntos).
  • Dos dietas fueron más efectivas que la dieta habitual para mejorar la calidad de vida física: la dieta paleolítica (diferencia de media estandarizada entre grupos de 1,01 puntos) y la dieta mediterránea (0,47 puntos).
  • Dos dietas fueron más efectivas que la dieta habitual para mejorar la calidad de vida mental: la dieta paleolítica (diferencia de media estandarizada entre grupos de 0,81 puntos) y la dieta mediterránea (0,36 puntos).
  • No hubo evidencia de un beneficio significativo de las dietas cetogénicas, antiinflamatorias, de ayuno y de restricción calórica.
  • Según el sistema de clasificación NutriGRADE, la credibilidad de la evidencia para las comparaciones directas fue muy baja.

Limitaciones

  • La mayoría de los ensayos incluidos presentaban un riesgo de sesgo alto o moderado y tamaños de muestra pequeños.
  • Las definiciones de las intervenciones dietéticas variaron.
  • El número de estudios para la inclusión en el metaanálisis en red fue limitado.