El pasado 22 de octubre se celebró en Madrid el Primer Foro Multidisciplinar sobre Resistencias Bacterianas


  • Eliana Mesa
  • Noticias Médicas
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

Puntos clave

  • Ante la repercusión clínica de las resistencias bacterianas, se debe hacer especial énfasis en la necesidad de registros adecuados que permitan conocer con exactitud la extensión del problema.
  • La implantación de las mejores prácticas, el impulso de la I+D+I  en el campo de la infección y la intensificación de los esfuerzos a escala global aparecen como principales objetivos del Plan de Acción de la Unión Europea de 2017.
  • En general  se destaca la importancia del modelo «aprender de los centros más exitosos».

Además de representantes de las tres sociedades mencionadas, el foro contó con la participación del presidente de la ESCMID y del coordinador de la EUNETIPS, de representantes de la AEMPS y del MSCyBS, así como expertos de grupos de estudio implica­dos en el problema de la resistencia, como GEMARA, de programas de vigilancia a nivel nacional (VINCat de Cataluña, IRASPROA de Aragón y PIRASOA de An­dalucía) y de representantes de asociaciones de pa­cientes (POP y FEP).

En un primer bloque se habló del problema que suponen las resistencias para la salud pública, de la relevancia e impacto clínico del uso inapropiado de los antibióticos y de la aparición y evolución de las bacterias multirresistentes (BMR). Se hizo especial énfasis en la necesidad de disponer de registros adecuados que permitan conocer con exactitud la extensión del problema.

En el segundo bloque se expuso el Plan de Acción de la Unión Europea de 2017 para la optimización del uso de los antimicrobianos y el control de las infecciones por BMR. El plan destaca la implantación en Europa de las mejores prácticas, el impulso de la I+D+I  en el campo de la infección y la intensificación de los esfuerzos a escala global. En cuanto a las acciones locales. lideradas por el Plan Nacional de Resistencia de Antibióticos (PRAN), destaca como objetivo la disminución del consumo de antibióticos en humanos y animales. Los programas de vigilancia nacional expuestos fueron los de tres comunidades autónomas:  el VINCat, con el objetivo de prevenir infecciones relacionadas con la asistencia sanitaria con programas de vigilancia y prevención, el IRASPROA para la vigilancia, prevención y control de Infecciones respiratorias agudas y el PIRASOA, que añade al anterior la optimización del uso de antimicrobianos hasta alcanzar el nivel de los países europeos con mejores indicadores. En general  se destacó la importancia del modelo «aprender de los centros más exitosos».