“El Ministerio de Sanidad está desaparecido; esperamos que vuelva”


  • Noticias profesionales
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

“Seguimos con los mismos problemas que hace un año. El Ministerio de Sanidad ha estado desaparecido; lo único que ha hecho son políticas efectistas de cara a su electorado, pero no ha abordado las necesidades de los profesionales ni de la ciudadanía. Esperamos que vuelva, porque seguimos desamparados”, subraya a EL MÉDICO INTERACTIVO, días antes de las elecciones del 10N, Tomás Toranzo, presidente de la Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM).

El panorama durante estos últimos tiempos ha sido/está siendo desolador. “Sin presupuestos para llevar a cabo las inversiones que necesita la Sanidad pública; la única parte satisfactoria es que algunas comunidades autónomas están recuperando los derechos laborales del colectivo médico”, explica  Tomás Toranzo.

Para el presidente de CESM, el Gobierno central ha sido un lastre en general para toda la ciudadanía, entre los que nos encontramos el colectivo médico. “Siempre que hemos pedido una reunión con la ministra de Sanidad nos han derivado a algún director general; en ningún momento ha querido la consejera dar la cara; no hemos tenido un interlocutor con decisión”, apunta Toranzo, visiblemente molesto.

Falta de proyectos, presupuestos… “todo ello está haciendo que continúe aumentando la bolsa de temporalidad entre los médicos; es grave lo que ocurre, porque se está engordando el problema en lugar de solucionarlo tal y como nos habían prometido”, indica el responsable de CEMS, al tiempo que censura las  inequidades existentes en las comunidades autónomas, “ya no solo en la Atención Primaria (AP), sino también en la hospitalaria”.

El presidente de CESM hace especia hincapié al señalar la situación en la que se encuentran gran número de facultativos ‘quemados’ que desean jubilarse, pero que no pueden. ¿Por qué? “Porque su sueldo se queda mermado; pierde mucho dinero y por eso tienen que aguantar al máximo. No tiene sentido porque no les computan las jornadas complementarias que han realizado durante años. Si lo hicieran no tendrían problemas porque su cotización ya sobrepasa lo marcado por la ley”, se lamenta Toranzo. Eso no quiere decir que los profesionales que lo deseen y estén en plenas facultades no puedan seguir ejerciendo la profesión, “sobre todo cuando hay escasez de profesionales en muchas especialidades”, remarca.

Despilfarro de recursos

En relación a la formación de los nuevos profesionales sanitarios, Toranzo se muestra preocupado, porque “no hay relevo”, pero lo más inquietante, añade, es “que se están despilfarrando los recursos profesionales. La sobrecarga asistencial hace que no podamos  formar extraordinariamente bien a los MIR como siempre lo hemos hecho; no tenemos tiempo. Y es tremendamente doloroso porque la formación era/es de calidad. Perder esto es muy triste. Esto hay que regularlo para que tenga tutores que puedan dedicarse a ellos. Lo que no puede ser es que ‘saquemos’ al mercado profesionales mal formados”, apunta Toranzo.

El presidente de CESM reconoce que el sistema sanitario español era bueno, pero “se está deteriorando a marchas forzadas. Y eso hace que los pacientes acudan a la Sanidad privada, que les ofrece lo que hasta ahora hacia la pública”, señala.  “Los médicos estamos sufriendo mucho; el  PSOE clama mucho contra la privatización, pero no hace nada; tampoco contra la precariedad de los puestos. Tal vez sea una estrategia intencionada; no tiene sentido que con una inversión justa se pueda mantener un SNS bueno”, sentencia.