El coronavirus SARS-CoV-2 sobrevive pocos días en el plástico, un día en papel y unas horas en monedas


  • Noticias Médicas
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

Dos virólogos de la Universidad de Santiago de Compostela (USC) han analizado la supervivencia del nuevo coronavirus SARS-CoV-2 en distintas superficies y concluyen que, en general, pervive pocos días en superficies no absorbentes como el plástico o el metal; como máximo, un día en el papel o cartón; y solo unas horas en las monedas.

Isabel Bandín Matos y Carlos Pereira Dopazo recomiendan una buena higiene de manos antes y después de ir al supermercado o al realizar la comida para mantener las condiciones de seguridad sanitaria.

Asimismo, también recomiendan que los productos adquiridos en un supermercado y que vienen envasados en plástico deberían ser transferidos a recipientes caseros. En todo caso, inciden en que "lo importante es que la carga viral en estos objetos es baja y que la probabilidad de infectarse también lo es", ya que en la medida en que pasa el tiempo la carga viral se va reduciendo.

Con todo, es recomendable lavar las manos con jabón tras volver del supermercado, volver a lavarlas tras vaciar la compra y nuevamente antes de preparar la comida.

En cuanto al dinero, los virólogos sostienen que son un foco de transmisión si no se tiene cuidado higiénico en esta fase. La no manipulación de dinero en metálico y el uso de tarjetas u otros sistemas de pago "contribuyen a la reducción de las actividades transmisoras del virus".

"El virus no se transmite vía alimentos", señalan, subrayando la importancia de que las personas que manipulan los alimentos tanto en los supermercados como en los repartos a domicilio lo hagan en condiciones asépticas.

"Lo idóneo sería que los repartidores a domicilio se cambiasen los guantes frecuentemente, pero esto puede ser contraproducente, si llegamos a un momento en el que el suministro de este material se bloquee. Desinfectarse las manos enguantadas entre servicios no es mala idea, pero tampoco el suministro de desinfectante está asegurado", señalan.

Señalan que si el repartidor no toca nada de la vivienda, "no debería suponer un problema". En el caso del pescado u otros alimentos que se reparten a domicilio, "una vez que se cocinan, no hay que preocuparse del virus".

La compra de libros online también implica tomar una serie de precauciones. Bandín y Pereira recomiendan no tocar estos objetos durante 24 horas, que es el tiempo que el virus sobrevive en este tipo de superficies.

Una vez que se sale del hogar, es recomendable, además de lavarse las manos con eficacia, airear la ropa durante 24 horas y, si es necesario, "lavar con detergente los tiradores de las puertas".

En resumen, estos virólogos concluyen que las pautas recomendadas son simples medidas de higiene, que en esta situación de riesgo se deben extremar. En este sentido, ponen el foco en la desinfección de los teléfonos móviles, que son "transmisores muy eficaces de agentes infecciosos".