Cáncer de pulmón: ¿son eficaces las intervenciones basadas en un estilo de vida saludable?

  • Univadis
  • Clinical Summary
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

Conclusión práctica

  • En un metanálisis se halla que las intervenciones basadas en un estilo de vida saludable (como promover la actividad física, mejorar las estrategias psicológicas e introducir cambios en la alimentación) son eficaces para los pacientes con cáncer de pulmón, incluidos los casos en los estadios más avanzados (estadios III y IV).
  • Los beneficios incluyen la mejora de la calidad de vida, la reducción del malestar psíquico y una menor cantidad de síntomas paraneoplásicos (como tos, disnea u opresión en el pecho).

Relevancia

  • Los profesionales sanitarios de atención primaria y especializada deben animar a los pacientes a aprovechar las intervenciones basadas en un estilo de vida saludable.

Diseño del estudio

  • Metanálisis de 14 ensayos clínicos aleatorizados con 1.519 participantes.
  • Los estudios se seleccionaron a partir de una búsqueda bibliográfica en PubMed, Web of Science y ScienceDirect.
  • Criterios de inclusión: supervivientes al cáncer de pulmón, ensayos clínicos aleatorizados, intervenciones centradas en programas para llevar un estilo de vida saludable y resultados notificados por los propios pacientes, entre otros.
  • La intervención basada en un estilo de vida saludable tenía que compararse con la ausencia de tratamiento, la atención habitual o una intervención sin función activa.
  • Los componentes de la intervención variaban, pero los más frecuentes incluían proporcionar información sobre la afección o su tratamiento, formación sobre el autotratamiento de los síntomas, formación sobre las actividades prácticas de autotratamiento y formación sobre estrategias psicológicas.
  • Financiación: Ministerio de Educación de España.

Resultados fundamentales

  • La mayoría de los estudios eran de pacientes con carcinoma pulmonar no microcítico e incluían a pacientes con enfermedad en estadio avanzado (estadios III y IV).
  • Las intervenciones mejoraron la calidad de vida, con una diferencia media agrupada entre el grupo experimental y el de control significativa (diferencia media: 0,73; intervalo de confianza 95 % [IC 95 %]: 0,17-1,29; p= 0,01).
    • Los criterios de valoración incluían el cuestionario principal de calidad de vida de 30 ítems de la Organización Europea de Investigación y Tratamiento del Cáncer y la evaluación funcional del tratamiento antineoplásico: pulmón.
    • La heterogeneidad de los resultados fue elevada (I2= 92 %; se considera que un porcentaje tiene una heterogeneidad sustancial cuando está por encima del 50 %).
  • Las intervenciones no lograron mejorar los trastornos de ansiedad (diferencia media: 0,61; IC 95 %: de 0,13 a 1,36; p= 0,11) ni los trastornos depresivos (diferencia media: 0,49; IC 95 %: de 0,34 a 1,33; p= 0,25).
  • Las intervenciones mejoraron el malestar psíquico total (diferencia media: 0,57; IC 95 %: 0,01-1,13; p= 0,05).
    • Los criterios de valoración incluyeron el inventario de ansiedad: rasgo y estado, así como el cuestionario de ansiedad y depresión hospitalarias, tanto para la ansiedad como para la depresión.
    • La heterogeneidad de los resultados fue elevada (I2= 93 %).
  • Las intervenciones mejoraron los síntomas paraneoplásicos (diferencia media: 0,77; IC 95 %: 0,08-1,45; p= 0,03).
    • Los criterios de valoración incluyeron el índice de síntomas de la evaluación funcional del tratamiento antineoplásico: pulmón, así como la escala de malestar por los síntomas.
    • La heterogeneidad de los resultados fue elevada (I2= 90 %).
  • Al aplicar la evaluación del riesgo de sesgo de Cochrane, 9 de los 14 estudios resultaron ser de escasa calidad; 4 estudios, de calidad razonable, y el último estudio, de buena calidad.

Limitaciones

  • Heterogeneidad elevada entre los estudios, incluidos el momento de la intervención, el estadio y el estado del tratamiento de los pacientes con cáncer de pulmón.
  • La mayoría de los estudios presentaba un riesgo de sesgo elevado según la evaluación del riesgo de sesgo de Cochrane.
  • Número pequeño de estudios y tamaño pequeño de las muestras.