Brolucizumab se muestra superior a aflibercept en la reducción del fluido de la retina en la degeneración macular asociada a la edad neovascular


  • Noticias Médicas
El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados. El acceso al contenido completo es sólo para profesionales sanitarios registrados.

Brolucizumab se muestra superior a aflibercept en la reducción del fluido de la retina en degeneración macular asociada a la edad (DMAE) neovascular, según los resultados del segundo año de los estudios Fase III Hawk y Harrier, presentados en el XXIII Congreso Anual de la Sociedad Española de Retina y Vítreo (SERV), celebrado en Madrid

En concreto, los datos presentados reafirman los resultados positivos del primer año para brolucizumab, ya que cumplió con su objetivo primario de no inferioridad frente a aflibercept en la mejor agudeza visual corregida y demostró una superioridad en los resultados anatómicos. Además, mantuvo ganancias visuales robustas en el segundo año.

"Brolucizumab ha demostrado que es superior en todos y cada uno de los parámetros anatómicos que valoramos en tomografía de coherencia óptica a lo largo de los dos años del estudio, lo que implica un mejor control de la enfermedad y por ello una mayor durabilidad de su efecto en la mácula con DMAE exudativa", explicó la jefa de Servicio OMIQ de la Unidad de Oftalmología Médico y Quirúrgica del Hospital General de Cataluña y jefa de la Unidad de Retina del Hospital General de Granollers, Laura Sararols Ramsay.

Además, los objetivos secundarios en el segundo año reafirmaron la superioridad de brolucizumab 6 mg en la reducción del fluido retiniano, un marcador importante de la actividad de la enfermedad en pacientes con degeneración macular asociada a la edad neovascular. En este sentido, los estudios demostraron que menos pacientes con DMAE neovascular tenían fluido intrarretiniano (FIR) y/o fluido subretiniano (FSR), marcadores clave utilizados por los médicos para determinar la necesidad de retratamiento en la práctica clínica.

Tal como señaló la citada especialista, por su mayor durabilidad y potencia en el control de la enfermedad, brolucizumab permitirá intervalos de tratamiento más largos y un mayor control y resultados a largo plazo, sin la necesidad de inyecciones y controles tan frecuentes como hasta ahora con los fármacos disponibles.

"Lograr reducir la carga anual de inyecciones, ya sea consiguiendo dispositivos eficaces de liberación sostenida o mediante nuevos fármacos mas eficaces y duraderos, es uno de los retos en el manejo de la patología", añadió el director del Instituto Oftalmológico Gómez-Ulla y Catedrático de Oftalmología USC, Francisco Gómez-Ulla de Irazazábal.